Un secreto.

Olvidad todo lo que os he dicho. Por lo que me retracto de mis palabras. Así que mejor será que evitemos ahondar en el tema. No parece que, de hecho, la comprendamos demasiado bien ninguno de nosotros. Y a pesar de eso transitamos la realidad a la inversa. Por lo que somos seres efímeros compuestos de instantes. Como le sucede a todo el mundo. Con lo que compartimos a pesar de nuestras diferencias el destino aciago de ir y venir de la más absoluta nada. Aunque algo puedo sospechar. Al igual que no sabes tu que será de ti después de tu muerte. Y luego no sé que ocurrirá. Que será el último momento de mi existencia. De donde seguirá mi tiempo en dirección al pasado (que para mi es el futuro) hasta llegar al día de mi nacimiento. Desde donde fui avanzando (retrocediendo desde vuestro punto de vista) hasta finalmente llegar aquí. Que es mi primer recuerdo de la vida. Justo después de haber dejado de estar muerto. O sea, desde mi punto de vista desde viejo. Es algo que me pasa desde pequeño. Mi tiempo va de adelante hacia atrás. Os voy a contar un secreto.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s